Uno de los colectivos más propensos a las situaciones graciosas es el de los camareros. Sirvan estos chistes sobre el gremio como homenaje a quienes muchas veces nos dan de comer y otras tantas nos hacen reír con sus chistes.

Hay una pera esperando, se acerca una manzana y le dice: - ¿Desde cuándo espera? Y la pera le responde: - ¡Desde que nací!

Hay una pera esperando se acerca una manzana y le dice: Desde cuándo espera? Y la pera le responde: ¡Desde que nací!
¡COMPARTE!
Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter
Síguenos en Youtube
Síguenos en Pinterest